La herida de abandono

Terapeutas

Imagen de Guru Raulinga
Madrid y Varsovia
+34 656 717 659
Imagen de Devi Duti Kalidasa
CDMX y Monterrey
+52 155 1452 9515
Imagen de Saiva Maytechu
Mallorca y Valencia
+34 635 343 502
tantra, masaje tantrico, mujer, eyaculacion femenina, devi, meditacion, yoga, tantra yoga, curso ayurveda, curso tantra, cursos online, madrid, mexico, cdmx, miami, viajes espirituales
A lo largo de tus relaciones amorosas ¿has sentido que no eres suficiente y que no recibes todo el amor que necesitas?, ¿tienes que recurrir a la victimización creando problemas en tu vida sobre todo de salud para llamar la atención?, ¿tienes la fuerte necesidad de salvar a otros?, ¿necesitas la aprobación de los demás para tomar tus propias decisiones? Si te identificas en la respuesta de algunas de las preguntas planteadas con anterioridad, es importante que sepas que esto es debido a una herida que se generó en tu infancia. Esta herida generalmente es originada por el progenitor del sexo opuesto y con toda seguridad a lo largo de tu vida tendrás relaciones de pareja que te hagan vivir el mismo dolor, como si fuese destino o cuestión de suerte.

La tendencia del ser humano desde temprana edad es evitar el dolor, los vacíos, las carencias afectivas, quedan grabadas en el inconsciente. El primer paso es responsabilizarte de tu dolor, de tu herida y que por mas resentimiento que sientas es necesario enfrentarlas. Cuando tenemos una herida de abandono es muy frecuente no poder experimentar la alegría y la plenitud, con un sentimiento de vacío constante. Para ocultar nuestra herida recurrimos a la dependencia, afectiva o física, nos involucramos en relaciones creyendo que necesitamos hacer de todo para conseguir la atención del otro porque no somos lo suficientemente valiosos e importantes. O nos dedicamos a comprar todo lo que encontramos, todo aquello que no nos es útil para intentar llenar vacíos.

La tendencia del ser humano desde temprana edad es evitar el dolor, los vacíos, las carencias afectivas, quedan grabadas en el inconsciente.

La victimización es otro mecanismo de defensa que se puede activar, creando todo tipo de problemas, en especial problemas de salud para captar la atención. Lo que se busca en realidad es evitar sentirse abandonado. La emoción oculta que se experimenta es la tristeza, la necesidad de apoyo y presencia de otros para mitigar el sentimiento de abandono y de ser poco importante. El otro extremo es aislarte y alejarte de quien supuestamente te causa ese sentimiento de soledad, sin darte cuenta de que quien se ha abandonado eres tú mismo, culpando al entorno.

Cuando estamos en una relación de pareja, con este antecedente no consciente ni sanado hay una alta probabilidad de involucrarse en relaciones tóxicas y dañinas. Nos acostumbramos a relaciones inseguras, en donde deja de existir el respeto, la confianza y la tranquilidad, siguiendo nuestra creencia distorsionada del amor. Cuando en realidad las relaciones de pareja son para complementarse, para guiarse, apoyarse y evolucionar. Darte la oportunidad de hacer un trabajo interior donde te permitas liberar todo lo que has cargado por años. Implica rendirte y abrazar el ego, la inseguridad, la posesión, el dramatismo y aprender que nada ni nadie te pertenece, que en este mundo sólo necesitas amarte a ti mismo.

Compramos objetos y relaciones de manera compulsiva para intentar llenar vacíos. Cuanto más grande sea el vacío, más dolor, más necesidad de comprar.

No se consigue aquello que deseas a través de la misericordia del otro, el amor no se mendiga, se consigue a través de los actos de incondicionalidad y respeto pero principalmente por ti mismo. No se consigue lo que no se tiene por voluntad del otro, no es tuyo lo que obtienes al poner condiciones, no se gana nada a través del miedo, el abuso o chantaje. Sanar los asuntos con nuestros padres es prioritario para evitar seguir repitiendo relaciones sentimentales de dependencia y dolor. Darte la oportunidad de sanar las heridas de tu niño interior permitirás que su luz mejore la relación contigo mismo, para que logres conectar con tu creatividad y todo prosperará dejando atrás el enojo, la tristeza y el sentimiento de vacío.

Un proceso de sanación te ayuda a identificar las necesidades de tu niño interior para crear una nueva relación con él o ella y lo conviertas en un aliado para lograr los cambios que deseas en tu vida. Esto te permitirá darte cuenta que lo que te sucedió en la infancia no fue un castigo sino una oportunidad para aprender y evolucionar, conocerás que en tus manos tiene el poder y con ello la oportunidad de sanarte a ti mismo y tus futuras generaciones. Debes aprender a crear relaciones más sanas cuando dejes de mendigar el amor, cuando dejes de victimizarte en lo que te hace daño. Podrás a hacerte responsable de ti mismo dejando de esperar que los demás cubran tus necesidades afectivas que arrastras desde la infancia.

Deja de culpar y responsabilizar a otros de las circunstancias, ya no necesitas ser víctima para pedir atención.

Te podrás dar cuenta que al sanar tus heridas todo lo que hay que cambiar está en ti. Deja de culpar y responsabilizar a otros de las circunstancias, ya no necesitas ser víctima para pedir atención. Tu poder de materialización se hará más efectiva y tu abundancia se manifestará aprendiendo a acoger sin culpa. Hacer el amor todos los días es hacerse cargo de un proceso personal y un trabajo cociente de manera constante. El amor se hace al abrazar nuestra humildad, tranquilidad, libertad, paz y comprensión. Sólo así podremos estar con el otro en gratitud.


Tantra para Devis

El Tantra se transmite practicando lo estudiado. Experimentamos desde nuestra vida no tanto para mejorar, sino para reconocer la belleza que llevamos dentro: el Ser auténtico. La sociedad crea e infla el EGO y éste es la gran mentira que nos roba la belleza, pero que, a la vez, nos ayuda a movernos en ella.

Consigue nuestro libro en EspañaConsigue nuestro libro en México

Votos: 
Promedio: 4.5 (13 votos)

Comentarios

Sólo ayer me di cuenta que no sé lo que es el amor. Lo que creía saber me lo había enseñado Hollywood, las telenovelas, las pelis porno y hasta el psicólogo experto. Debo desaprender y volver a empezar, pero esta vez sin ego de por medio. ¡Y no veáis lo que cuesta! No juzgar a una mujer por su cuerpo. Es brutal el adoctrinamiento sexual/sentimental del sistema. Por eso se agradece oasis como este sitio web.

Carlos Lavado es escritor y traductor. Conoce mis libros
CarlosLavado.com

Imagen de Agatha Cecilia

Excelente artículo para asomarnos a nuestro interior y hallar el origen de nuestros constantes tropiezos. Es una manera de sanar el pasado y poder mantener relaciones mas equilibradas ♥️

Imagen de Antonio

Extraordinario contenido, información clara, útil y muy orientadora.

Rara vez nos atrevemos a vivir más allá de los miedos y traumas que nuestro niño ha asimilado en la infancia, heredados de nuestros padres y éstos de los suyos... Más raro aún es atrevemos a ir más allá de su felicidad a ser más que ellos. Reproduciremos en nuestro desarrollo y madurez los mecanismas de conseguir amor que aprendimos durante nuestro crecimiento probablemente añadiremos más capas y lo llamaremos personalidad, lo llamaremos amor...

Creemos romper este lazo con la distancia, estudiar en una universidad lejana, viajar a India, irse de casa, crear nuestra propia familia, cosas materiales, trabajo pero no es duradero y enseguida veremos que aún así repetimos patrones y telenovelas que no nos dejan ser nosotros mismos. Hay que hacer un esfuerzo grande de trabajo interior, ruptura y posterior reconciliación. Lleva su tiempo, pero se puede. Un maestro, un guía, una pareja consciente serán tus mejores espejos y tu escalera hacia la libertad.

Un fuerte abrazo, Yadira y gracias por tu sabia reflexión. Om tat sat

Si te interesa el diseño, visita mi web: Diseño consciente
Consigue nuestro libro

Añadir nuevo comentario

Conoce al autor

Imagen de Saiva Yadira

Soy psicóloga formada en la UAM. Me encontré en el Camino al Tantra Śivaíta, dándome cuenta que sí era posible cambiar los resultados en mi vida, aprender de los miedos, de los obstáculos y del dolor.

Suscríbete a nuestro boletín

Regístrese para nuestras actualizaciones mensuales.

Contáctenos